Con el envejecimiento de la población se producirá un ascenso en la cronicidad y las enfermedades de larga duración, es un reto para el SNS teniendo que cambiar la mentalidad y el comportamiento de los profesionales y dirigirnos una salud transversal, proactiva y preventiva enfatizando en ayudar en la gestión del autocuidado al paciente para mantenerse saludable.

Desde 2016 en el NHS England se proporciona formación al personal sanitario en las habilidades del coaching con claros beneficios en la satisfacción del paciente, adherencia, comportamientos de salud y resultados así como la rentabilidad de la atención.

Existen numerosos artículos sobre estos beneficios a largo plazo en las enfermedades cardiovasculares, diabetes, cáncer… por el cambio de ciertos comportamientos. Además, también se obtienen beneficios para el personal sanitario en bienestar emocional, especialmente en la atención primaria reduciéndose así tantos las bajas laborales (cercanas al 40% por estrés y ansiedad) como el “Síndrome de Burnout”

“Un enfoque centrado en el paciente donde ellos determinan sus metas, utilizan procesos de autodescubrimiento y aprendizaje activo junto con educación de contenido para trabajar hacia sus metas, y conductas de autocontrol para aumentar la responsabilidad, todo dentro del contexto de una relación interpersonal con el HEALTH COACH. Siendo un profesional de la salud capacitado en habilidades para el cambio de comportamiento, estrategias de motivación y técnicas de comunicación, que se utilizan para ayudar a los pacientes a desarrollar una motivación intrínseca y obtener habilidades para crear un cambio sostenible para mejorar la salud y el bienestar”

Desde 2010 en Health Education East of England (HEEoE) se está capacitando en HEALTH COACH a los profesionales sanitarios permitiendo a los médicos brindar una atención más personalizada. Los estudios realizados en cinco sitios piloto del Este de Inglaterra se observó una reducción de la dependencia y mejoras en el cumplimiento de la medicación así como mejores herramientas en el personal sanitario para las conversaciones difíciles y un trabajo más satisfactorio debido a los resultados. Los beneficios observados por el NHS  incluyeron:

  • Un mejor cumplimiento del paciente
  • Una alta más temprana del número de casos
  • Menos episodios de atención, ingresos agudos y citas
  • Tiempos de espera más cortos
  • Costos reducidos de pruebas y medicamentos innecesarios

Reducción de la dependencia y mejoras en el cumplimiento de la medicación así como mejores herramientas en el personal sanitario para las conversaciones difíciles y un trabajo más satisfactorio debido a los resultados.

Además, en el NHS se creó un marco de competencias o habilidades para los HEALTH COACH a través de la investigación cualitativa con médicos, enfermeras, fisioterapeutas, dietistas, terapeutas ocupacionales, psicólogos, podólogos y entrenadores integrándose  con la práctica clínica y ayudando a la  atención centrada en la persona. Por otra parte, el acompañamiento en salud se utiliza cada vez más en EE.UU, siendo impartida su formación y formando parte de los sistemas de salud.

El HEALTH COACH, coaching en salud,  está bien posicionado para convertirse en una palanca significativa para lograr el cambio de paradigma requerido y permitir que los pacientes se conviertan en participantes más activos en su atención, mejoren el comportamiento relacionado con la salud, los resultados y la calidad de vida.

En colaboración con la Universidad Complutense de Madrid, hemos desarrollado un curso de experto en HEALTH COACH que comienza el 25 de octubre de 2021, si te interesa desarrollar esta nueva capacitación profesional, echa un vistazo.

Comparte la noticia

Categorías

Entradas recientes

CONTÁCTANOS

Aumenta tu empleabilidad.

Competitividad curricular en la Sanidad del Siglo XXI

  • Aumenta tu motivación y la de tus pacientes.
  • Reduce el coste por paciente.

Con esta nueva concepción de la sanidad conseguimos que el paciente sea un agente activo de su propia salud.